domingo, 7 de junio de 2009

La piola

La piola es un juego que utiliza fundamentalmente el salto y el apoyo, y es un juego muy practicado por nuestros antepasados. La piola contiene un vocabulario propio de interés:

1- Mano: Como en la mayoría de los juegos de la época, era quién comenzaba y dirigía la forma de llevarlos a cabo.

2- Burro: Persona que se agachaba flexionando el tronco por la cadera y colocando los codos sobre las rodillas y hacía las funciones de potro de gimnasia. Era el niño que tenía la mala suerte de escoger la mano en la que estaba la piedra o el último participante que entraba a formar parte del juego.

3- Zumaque: Era el golpe que se propiciaba al burro con el tacón del pie en el glúteo al realizar el salto.

Ø Normalmente jugaban 6 o 7 niños.

Ø Uno de ellos hacía de “burro” y los demás le saltaban propiciándole un “zumaque”.

Ø La persona que hacía de “mano” debía coger una piedra y escondérsela en una mano. Aquella persona que eligiera la mano que no tenía la china se salvaba, y aquella que tuviera la mala suerte de escogerla tenía que empezar haciendo de “burro”.

Ø Este juego estaba muy ligado a la gastronomía del pueblo, ya que el que hacía de “mano” (solía ser una persona graciosa para dar alegría al juego) tenía que decir el nombre de un plato típico y los demás que eran los que se disponían a realizar el salto debían proporcionar el zumaque más o menos fuerte en función del gusto que tenían por la comida mencionada.

Ø Si alguna persona no quería realizar el salto con “zumaque” no estaba obligado a ello.

Ø Había que tener cuidado en no tocar al “burro” con el pie en la cabeza, debido a que el que lo hacía tenía que cambiar el rol y hacer de potro.

Ø También había que tener cuidado al caer después del salto, ya que si caías muy lejos del potro y el “mano” decía “conforme estén”, la persona que había saltado debía volver a saltar desde donde había caído y si no lo conseguía pasaba a ser potro.

Ø Por último mencionar que en diversos momentos a veces aparecían las siguientes expresiones:

1-“inglés eléctrico”: Se trataba de dar el “zumaque” antes del salto. Así se garantizaba su efectividad.

2- “Doble inglés eléctrico”: Se propiciaban dos “zumaques” antes del salto.

3- “Conejitos”: Se hacía el salto sin “zumaque” y posteriormente el saltador se colocaba frente al burro y le daba un golpe seco de arriba hacia abajo en las orejas. Dicho de otro modo “ se le crujían las orejas”.

4- “Membrillos”. Consistía en realizar el salto apoyando sobre la espalda del “burro” los puños en lugar de las palmas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada